Dietética y Nutrición

Fitoterapia y Colesterol

El colesterol es un problema creciente en nuestra sociedad

El colesterol es un problema creciente en nuestra sociedad. Los nuevos hábitos alimentarios predisponen a elevar la tasa del más importante esterol animal, en el plasma sanguíneo. A partir de los 30 años, todas las personas deberían controlarse los niveles de colesterol periódicamente. En pacientes con antecedentes familiares estos controles deben realizarse desde la niñez.

A partir de los 30 años, todas las personas deberían

controlarse los niveles de colesterol periódicamente

En el tratamiento del colesterol es fundamental establecer un régimen dietético adecuado a esta patología y en determinados casos será necesaria la prescripción de un tratamiento farmacológico. Todos los fármacos hipolipemiantes tienen efectos secundarios y se deben administrar durante largos períodos de tiempo. Por esta razón, resulta fundamental controlar la enfermedad desde el principio.

En el momento en el que se detecta una tasa de colesterol plasmático superior a 200mg/dl,  deben comenzar a instaurarse medidas dietéticas. Estos regímenes pueden combinarse con un tratamiento fitoterápico, que resulta muy eficaz en las primeras fases de esta patología. La asociación de estos dos tipos de tratamiento (controlar la alimentación y utilizar la fitoterapia), podrá controlar en muchos pacientes la tasa de colesterol sanguíneo y evitar así la necesidad de administrar el tratamiento farmacológico convencional.

En el momento en el que se detecta una tasa de colesterol plasmático superior a 200mg/dl,  deben comenzar a instaurarse medidas dietéticas

Los tres remedios naturales que citaremos a continuación, solos o combinados, son capaces de regular el nivel de colesterol o de evitar los posibles efectos adversos que produce la elevación de este compuesto.

Lecitina de soja

La soja es una planta de origen chino. Sus semillas son ricas en lípidos y prótidos (compuestos de aminoácidos naturales). Al presionar las semillas, se obtiene un líquido de consistencia espesa, que por decantación, se separa en aceite y lecitina.

La lecitina es responsable de mantener en suspensión el colesterol en sangre, impidiendo de esta forma que se deposite en las paredes de arterias y venas.  También forma parte de la estructura de paredes celulares y aporta 2 antioxidantes (vitamina A y  E) y fósforo.

Gugulón (Commiphora mukul Engl.)

Es una goma oleaginosa (que contiene aceite), que se extrae del tronco de un arbusto originario de India, Pakistán y Bangladesh.  El gugulón disminuye los lípidos totales, los triglicéridos, el colesterol y también mejora notablemente el estado cardíaco.

Aceite de Salmón

El aceite de la carne de salmón es rico en ciertos ácidos grasos esenciales poliinsaturados, con un alto contenido en ácidos grasos de cadena larga y en ácidos grasos de la serie omega 3. Presenta un gran interés dietético, debido a que la alimentación actual se caracteriza por una ingestión excesiva de grasas saturadas. Una alta proporción de la relación entre grasas insaturadas/ saturadas, condiciona una menor incidencia de enfermedad cardiovascular.  La ingestión de este aceite, contribuye a disminuir el nivel de colesterol y de triglicéridos en el organismo.

Imprimir el artículo